Según un estudio, la mayoría de la población de Europa en el 2030 padecerá obesidad

8409366544_6cb9126db7_o

La obesidad es una enfermedad bastante común, hoy en día, en la población. Según un estudio realizado por el Banco Mundial, en el 2030 el porcentaje de obesidad, en Europa, podría ascender a un 75%. Esta cifra es bastante alarmante, la obesidad no sólo influye en la estética de la persona, sino que también en su salud: cerca de 2’8 millones de personas de todo el mundo mueren a causa de la obesidad, según datos extraídos de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Es muy importante seguir una dieta variada y equilibrada, se puede comer de todo pero sin abusar. El exceso de hidratos de carbono y azúcares, que se encuentran en las comidas preparadas, las fast food, snacks y bollería industrial, entre otros, es lo que provoca esta tendencia de la población hacia la obesidad.

El momento de ponerse a cocinar para la hora de la comido o la cena, es clave para tener una alimentación sana. Hay que olvidarse de los alimentos procesados, aportan comodidad a la hora de preparar la comida, pero engordan mucho más que cualquier plato que se haya preparado de su cosecha. Así mismo, las bebidas que acompañan a la comida, si son refrescos o alcohol, pueden ser perjudiciales. Tan sólo habría que fijarse más en las etiquetas de los productos a la hora de hacer la compra, y ser conscientes de lo que ingerimos.

Si aquellas personas que padecen ya de sobrepeso, cuidaran su alimentación y practicaran ejercicio de manera regular, su peso se reduciría considerablemente. Además, hay cápsulas naturales, como las que se ofrecen en Nutricion24, que ayuda a la eliminación de grasa y pérdida de apetito.

Un pequeño truco que pocas personas ponen en práctica, es poner su porción de comida en un plato pequeño. Así que pondrá menos cantidad, y no se percibe tanto como si se hiciese en un plato grande. No se tiene la sensación de que se come menos. Este estudio pertenece al Doctor Brian Wansink, quien asegura que si se cambia un plato de 30 cm por uno de 25 cm, eso hace que el consumo de calorías que reduzca hasta un 22%. Lo que, si se llevase esta práctica a cabo durante un año, una persona podría perder hasta 8 kg.




Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*